15 de septiembre de 2020  • 17:58

Dólar más alto.
Mayor inflación.
Menos creciemiento.
Más déficit.
Así se sintetizan las diferencias que los economistas y analistas del mercado presentan con la visión que el Gobierno tiene para la economía del país en 2021.

Las proyecciones de consultoras y bancos privados, relevadas en el informe Latinfocus Consensus Forecast, son algo más pesimistas que las que el ministro Martín Guzmán y su equipo plasmaron en el Presupuesto que hoy llega al Congreso, según adelantaron fuentes oficiales a este medio.
Las diferencias se dan tanto en la profundidad de la crisis de 2020 como en el margen de acción para dinamizar la recuperación.

Martín Guzmán: 'No queremos enfrentar pagos al FMI hasta 2024'

Según los analistas, la actividad económica caerá en 2020 un 11,5% y completará así su tercer año consecutivo de contracción del PBI.
Para 2021, en tanto, se espera un rebote del 5,3%, algo menor al 5,5% que definió el oficialismo.

A su vez, las consultoras estiman que este año cerrará con un déficit fiscal primario del 9,3% del PBI, cifra mayor a la que el propio Gobierno convalidó en su último decreto de modificación presupuestaria para 2019, cuando convalidó un rojo primario de $2,2 billones para este año (equivale a alrededor de 8% del PBI).

Para el año que viene, ambas proyecciones descuentan un ajuste para reducir el déficit, aunque difieren en su envergadura.
Mientras el Presupuesto 2021 proyecta un rojo de 4,5% del PBI, como anticipó Guzmán, los analistas privados consideran que el año que viene cerrará con un déficit del 5,9% del PBI (1,4 puntos más).

La gran diferencia aparece en la inflación.
El Gobierno estima que, aun con la economía
rebotando tras el desplome de 2020, la inflación continuará en baja y se ubicará por debajo del 29%.
La proyección luce optimista si se compara con las consideraciones de los analistas privados, que descuentan una aceleración de la inflación: proyectan 38,7% para este año y 45,9% para 2021.

'Están subestimando inflación para generar recursos extraordinarios', dijo a LA NACION el economista Gabriel Caamaño, director de la Consultora Ledesma, crítico de los números del presupuesto.
'Y habría que ver la formula de ajuste que quede en cuanto al gasto previsional, si no es también para mostrar un resultado un poco mejor', agregó.

Otra divergencia aparece en la estimación del tipo de cambio oficial.
En el Presupuesto, el Gobierno plantea que el dólar en el mercado oficial llegará a $101 (superaría los $131 el dólar ahorro, si se suma el 30% del impuesto PAIS).

En tanto, las consultoras estiman una mayor devaluación del peso, asociada a la mayor inflación esperada.
Según el informe, el dólar llegará a $86,16 este año y cerrará 2021 en $119,89. Con este valor, el dólar ahorro llegaría a $155,86.

Por: Esteban Lafuente

Fuente: La Nación >> lea el artículo original