Kristalina Georgieva Será la primera reunión entre representantes de la <strong><a href=CGT y gente del FMI desde que Kristalina Georgieva se encuentra al mando.' id='7391109-Libre-470576749_embed'/>

Será la primera reunión entre representantes de la CGT y gente del FMI desde que Kristalina Georgieva se encuentra al mando.

El encuentro estuvo a punto de realizarse el miércoles pero a un nivel de jerarquía menor.
La 'mesa chica' de conducción de la CGT tenía previsto verse con el jamaiquino Trevor Alleyne, encargado de la oficina local y residente en la Argentina, quien llegó a tener oficinas en el edificio del Banco Central durante el mandato de Macri y apenas la Argentina entabló un nuevo acuerdo por un crédito.
En Washington optaron por cancelar la cita que había organizado el jamaiquino y reemplazarla por la de la semana que viene, que también lo tendrá como participante pero ya en un rol secundario.

La razón central de la reprogramación pasa por la instancia decisiva de la negociación entre la Argentina y los tenedores de la deuda con el cruce de ofertas y la posibilidad de extensión de los plazos para discutir.
En la CGT dijeron estar expectantes por conocer la visión del Fondo respecto de esa tratativa y sobre todo, a la luz del pronunciamiento de una funcionaria del Banco Mundial a favor de la posición argentina.

Trevor Alleyne.
Trevor Alleyne, encargado de la oficina local del <strong><a href=FMI.' id='6136641-Libre-208808813_embed'/>

Trevor Alleyne, encargado de la oficina local del FMI.

A pesar de la cancelación de la cita original una delegación reducida de la CGT se reunió el miércoles en la Uocra, la sede ad hoc de la central obrera para temáticas internacionales.
Es que su jefe, Gerardo Martínez, es el portavoz ante organismos como la OIT y también de la relación con las misiones del Fondo Monetario.
También estuvieron Héctor Daer, uno de los cosecretarios generales, Andrés Rodríguez (estatales, UPCN) y José Luis Lingeri (Obras Sanitarias).

La CGT asistió desde el principio a la reapertura del diálogo entre el FMI y la Argentina en la gestión de Macri.
Los representantes del organismo, entre quienes se encontraba el italiano Roberto Cardarelli, les transmitieron a los sindicalistas que el gobierno de entonces había sido el primer interesado en entablar una nueva negociación con el Fondo y que los criterios del ajuste económico debía definirlos aquella gestión y no el organismo.

Fuente: Ambito >> lea el artículo original